Masters y MBA online y a distancia

¿Cómo poner en marcha las técnicas de mejora de la calidad?

¿Cómo poner en marcha las técnicas de mejora de la calidad?

Para llevar a cabo una gestión de la calidad en las mejores condiciones posibles, es necesario contar con el apoyo de algunas técnicas que ayuden a su desarrollo. Algunas de estas herramientas sirven para detectar problemas con la participación del personal, mientras que otras parten de mediciones o datos obtenidos del proceso a controlar y, a partir del análisis de estos datos, se obtienen los resultados buscados.

Existen diversas formas de controlar un proceso, de buscar fallos, de mejorar los sistemas, de analizar los riesgos, etc., siendo algunas de ellas de gran complejidad. Sin embargo, algunas de las más conocidas y utilizadas son las llamadas: herramientas básicas de la calidad.

Técnicas de mejora de la calidad: las 7H.

La calidad de un producto o servicio se puede determinar por sus características de calidad, como, por ejemplo: acabado, dimensiones, estética, tiempos de entrega, etc.

El análisis de estos datos nos aportará una información valiosa sobre el funcionamiento y eficacia de los procesos que nos permitirá estudiar y corregir cualquier desviación detectada.

Existen multitud de técnicas y herramientas a este respecto, siendo las más conocidas las siete herramientas de la calidad, que pasamos a definir:

  1. Hoja de recopilación de datos: Consiste en un documento donde se pueda recoger de forma sencilla y estructurada todo tipo de datos para su posterior análisis. En función de los datos a recoger, se diseña la hoja y se apuntan los datos indicando la frecuencia de observación. Las hojas de recopilación sirven para recoger datos de:
    1. Defectos de productos.
    2. Causas de dichos defectos.
    3. Clasificación de los productos defectuosos.
    4. Variación de las características de los productos.

Además, permite observar:

  • El número de veces que sucede algo.
  • El tiempo necesario para que algo suceda.
  • El coste de una determinada actividad a lo largo de un cierto periodo de tiempo.
  • El impacto de una actividad a lo largo de un período de tiempo.
  1. Diagrama de Pareto: El diagrama de Pareto es una forma de representar los datos en un gráfico de frecuencias, de manera que dichos datos aparecen ordenados de mayor a menor. De esta manera, podemos identificar las principales causas de la mayor parte de los efectos producidos. Según esto, si se tiene un problema con muchas causas, podemos decir que el 20% de las causas resuelven el 80% del problema. El diagrama de Pareto es de gran utilidad para identificar y dar prioridad a los problemas más significativos de un proceso.
  2. Diagrama de dispersión: El diagrama de dispersión es una representación gráfica que nos permite estudiar si existe una relación entre dos variables. Resulta de gran utilidad para la solución de problemas en un proceso, ya que nos permite comprobar qué causas o factores están influyendo en la dispersión de una característica de calidad. De la forma en que se encuentren dispersos los puntos obtenidos en el diagrama se puede obtener diferente información. Las formas más comunes son:
    1. Correlación lineal positiva: al aumentar el valor de una variable, aumenta el de la otra.
    2. Correlación lineal negativa: cuando aumenta una variable, la otra disminuye.
    3. De correlación no lineal: existe relación entre las dos variables en forma de curva.
    4. Sin correlación: no existe relación alguna de influencia entre las dos variables.
  3. Diagrama causa-efecto: El diagrama de causa-efecto, también conocido como diagrama de espina de pescado, es una herramienta que nos ayuda a estudiar de forma estructurada todas las posibles causas que pueden producir variaciones en un proceso. Las causas más comunes que pueden ocasionar estas variaciones son las conocidas como las 6 M:
    1. Variaciones en las máquinas o equipos.
    2. Variaciones en el material de entrada al proceso.
    3. Variaciones en el método o procedimiento.
    4. Variaciones en los operarios o mano obra.
    5. Variaciones en el medio ambiente.
    6. Variaciones en las medidas.
  4. Histograma: Consiste en la presentación de una serie de medidas clasificadas y ordenadas en filas y columnas. La manera más sencilla es determinar y señalar el número máximo y mínimo por cada columna y, posteriormente, agregar dos columnas, en donde colocaremos los números máximos y mínimos por fila de los ya señalados. Tomaremos el valor máximo de la columna X + (medidas máximas) y el valor mínimo de la columna X - (medidas mínimas) y obtendremos el valor máximo y el valor mínimo. Una vez calculados los valores máximos y mínimos, podemos determinar el rango de la serie de medidas, que será entre dichos valores máximos y mínimos. El histograma se usa para:
    1. Obtener una comunicación clara y efectiva de la variabilidad del sistema.
    2. Mostrar el resultado de un cambio en el sistema.
    3. Identificar anormalidades, examinando la forma.
    4. Comparar la variabilidad con los límites de especificación.
  5. Estratificación: La estratificación permite clasificar la información recopilada sobre una característica de calidad. Toda la información debe ser estratificada de acuerdo a operadores individuales en máquinas específicas, y así sucesivamente, con el objeto de asegurarse de los factores asumidos. Los criterios para la estratificación son:
    1. Tipo de defecto.
    2. Causa y efecto.
    3. Localización del efecto.
    4. Material, producto, fecha de producción, grupo de trabajo, operador, proveedor, lote, etc.
  6. Gráficos de control: Los gráficos de control fueron propuestos, originalmente, por W. Shewart en 1920, y en ellos se representa a lo largo del tiempo el estado del proceso que estamos monitorizando. En el eje horizontal X se indica el tiempo, mientras que el eje vertical Y se representa algún indicador de la variable cuya calidad se mide. Además, se incluye otras dos líneas horizontales: los límites superior e inferior de control, escogidos estos de tal forma que la probabilidad de que una observación esté fuera de esos límites sea muy baja. Por tanto, la finalidad de los gráficos de control es monitorizar el proceso que se esté analizando para controlar su buen funcionamiento y detectar, rápidamente, cualquier anomalía. Existen dos tipos de gráficos de control:
    1. Gráficos de control por variables.
    2. Gráficos de control por atributos.

Técnicas de mejora de la calidad: las 7M.

En el año 1972, un comité de la JUSE (Union of Japanese Scientists and Engineers) comenzó a trabajar sobre otras herramientas de la calidad que pudiesen ser utilizadas por directivos y especialistas y aplicadas por el personal de base.

En 1977, el comité anunció los resultados de su investigación, seleccionando un conjunto de nuevas herramientas denominadas las siete nuevas herramientas del control de calidad, las cuales procedemos a definir:

  1. Diagrama de afinidad. El diagrama de afinidad sintetiza un conjunto de datos verbales, tales como ideas, opiniones, expresiones, etc., agrupándolos en función de la relación que tienen entre sí. El diagrama de afinidad se utiliza cuando se quiere organizar un conjunto amplio de datos, se pretende abordar un problema de manera directa o el tema sobre el que se quiere trabajar es complejo.
  2. Diagrama de árbol. El diagrama de árbol permite obtener una visión de conjunto de los medios necesarios para alcanzar una meta o resolver un problema. Se parte de una información general y se va incrementando poco a poco el grado de detalle sobre los medios necesarios para su consecución, de tal manera que se representa en forma de árbol, empezando con el tronco donde se identifica una meta general y se continúa con las ramas, que serán los planes de acción más específicos.
  3. Diagrama matricial. Esta herramienta ordena, gráficamente, grupos de datos, representando los puntos de conexión existentes entre ellos. Las disposiciones más comunes son:
    1. Diagrama matricial en L.
    2. Diagrama matricial en A o matriz triangular.
    3. Diagrama matricial en T.
    4. Diagrama matricial en Y.
    5. Diagrama matricial en X.
  4. Diagrama de flechas. Se utiliza para la planificación, desarrollo y control de una actividad o proceso cualquiera. Se representa en forma de red.
  5. PDPC. También denominado diagrama del proceso de decisiones. Consiste en una representación gráfica que muestra las distintas alternativas y contramedidas de cada una de estas. Se utiliza cuando existe un cierto grado de incertidumbre acerca de un plan de acción previsto debido a su elevada complejidad.
  6. Diagrama de relaciones. Se utiliza para identificar las relaciones causales existentes entre diferentes factores. Los elementos de este diagrama se relacionan por medio de flechas para indicar su orden causa-efecto.
  7. Matriz de análisis de datos. Se utiliza en el proceso de toma decisiones, considerando la priorización de procesos, características de productos, etc., según diversos criterios de ponderación. Combina las técnicas de diagrama de árbol y diagrama matricial.

SI TE INTERESA DESARROLLAR TUS CAPACIDADES EN EL CAMPO DEL MEDIO AMBIENTE, ENTRA EN CEUPE E INFÓRMATE SOBRE NUESTROS MÁSTERS DE MEDIO AMBIENTE - CALIDAD - RENOVABLES.

Valora este artículo del blog:
¿En qué consiste la planificación de incidencias?
¿Qué son los objetivos estratégicos?
 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
Invitado
Lunes, 20 Mayo 2019

ESCUELA INTERNACIONAL

Proyección Internacional, con alumnos y antiguos alumnos residentes en más de 38 países y sedes en América Latina

AYUDAS DIRECTAS AL ESTUDIO

Plan Internacional de Ayudas Global Learning con una dotación anual superior al millón de euros repartidas entre 1.000 alumnos

PROFESORADO UNIVERSITARIO Y DIRECTIVO

Contamos con un claustro de profesores de alto nivel académico y directivo, con más de 15 años de experiencia docente y profesional
CEUPE - Centro Europeo de Postgrado y Empresa